LSSICE (Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico)


La Ley 34/2002, de 11 de julio, de Servicios de la Sociedad de la Información y de Comercio Electrónico (LSSI-CE) establece las obligaciones, responsabilidades, infracciones y sanciones de aquellas empresas y particulares en general que tienen una página Web o que operan por Internet.

Esta Ley regula determinados aspectos jurídicos de los Servicios de la Sociedad de la Información. Por lo tanto, conforman estos Servicios las siguientes actividades:

  • Comercio electrónico
  • Contratación en línea
  • Información y publicidad
  • Servicios de intermediación
¿Quiénes están sujetos a la Ley?

Las personas que realicen actividades económicas por Internet u otros medios telemáticos (correo electrónico, televisión digital interactiva…), siempre que:

  • La dirección y gestión de sus negocios esté centralizada en España o, posea una sucursal, oficina o cualquier otro tipo establecimiento permanente situado en territorio español, desde el que se dirija la prestación de servicios de la sociedad de la información.

Se presumirán establecidos en España y, por tanto, sujetos a la Ley a los prestadores de servicios que se encuentren inscritos en el Registro Mercantil o en otro Registro público español en el que fuera necesaria la inscripción para la adquisición de personalidad jurídica.

Otro aspecto para determinar si un servicio o página web está sujeto a esta Ley es si constituye o no una actividad económica para su prestador. Así, todos los servicios que se ofrecen a cambio de un precio o contraprestación están incluidos dentro del ámbito de aplicación de esta Ley.

Hay que tener en cuenta que el carácter gratuito de un servicio no determina por sí mismo que no esté sujeto a la Ley. Existen multitud de servicios gratuitos ofrecidos a través de Internet que representan una actividad económica para su prestador (publicidad, ingresos de patrocinadores, etc) y, por lo tanto, estarían incluidos dentro de su ámbito de aplicación. Ejemplos de estos servicios serían los habituales buscadores, o servicios de enlaces y directorios de páginas web, así como páginas financiadas con publicidad o el envío de correos electrónico con fines comerciales.

Quedarán excluidas las siguientes actividades y servicios de la sociedad de la información:
  • Los servicios prestados por notarios y registradores de la propiedad y mercantiles en el ejercicio de sus respectivas funciones públicas.
  • Los servicios prestados por abogados y procuradores en el ejercicio de sus funciones de representación y defensa en juicio.

SERVICIOS NORMA BÁSICA:

  • Asesoramiento y adaptación de páginas webs a la LSSI-CE.
  • Elaboración del Informe de Seguridad (Medidas técnicas, Redacción de la política de seguridad, Contratos de tratamiento por terceros, Redacción de los avisos legales correspondientes…) en relación a la LSSI-CE.
  • Tramitación de la inscripción de ficheros ante la Agencia Española de Protección de Datos.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies